Sobre nosotros

I´m Ariana Pedroza

El nombre Curandari proviene de la palabra española 'Curandera', que significa sanadora, y mis seres queridos me llaman Ari. Creo que todos tenemos un sanador interno dentro de nosotros y, en la cultura latina, la Curandera es una sanadora holística y natural que utiliza métodos ancestrales para ayudar a los demás en la comunidad. Me apasiona ayudar a las personas a activar su sanador interno y ser un agente de cambio para aquellos que están dispuestos. Al activar el sanador interno, podemos sanar a las generaciones futuras.

A través de la medicina alternativa, descubrí cómo crear una sensación de seguridad en mi cuerpo. Creo que los antiguos métodos de curación alternativa, que han sido parte de la cultura latina durante siglos, deberían ser accesibles y menos tabú. El uso de hierbas como 'Yerbaniz' y 'Gordolobo' por parte de mi abuela para tratar resfriados y dolores de estómago con hierbas de su jardín mexicano me ayudó a conectar con mis raíces y a sentir un sentido de pertenencia. Estando en Estados Unidos, a veces estas tradiciones se pierden. Desafortunadamente, muchos latinos llevan un trauma intergeneracional que a menudo es ignorado y carece de recursos para la sanación. Conectando con nuestra sabiduría ancestral y con los recursos adecuados, podemos sanar generaciones y establecer un mejor ejemplo.

Mi camino hacia una mejor salud no fue fácil, pero me enseñó cómo vivir una vida equilibrada, encontrar paz y superar mis luchas internas. Adquirí experiencia en Shiatsu, medicina china, nutrición y yoga, y descubrí un amor por el yoga, que me ayudó a volver a mi respiración y encontrar equilibrio. Aprender a manejar la ansiedad integrando cuerpo y mente fue un punto de inflexión en mi vida. Obtuvé certificaciones en yoga, HIIT yoga sculpt, nutrición integrativa y medicina china. Ahora, estoy dedicada a ayudar a otros a superar sus luchas internas a través del fitness, el trabajo corporal, la respiración y una alimentación adecuada.

Explora nuestros sesiones